Facultad de Comunicación Social - Periodismo

“Valió la pena”: seis años del acuerdo de paz se conmemoran con la Biblioteca Abierta Para la Paz

El Acuerdo de Paz marcó un antes y un después para el país. Fue un momento histórico de suma importancia reconocido por los alcances y desafíos que significó en términos de negociación, justicia y reparación, entre otros aspectos fundamentales.

Artículo realizado para la práctica profesional en Conexión Externado (noveno semestre, 2023-1), con la profesora Mónica Parada Llanes.

El 26 de septiembre de 2016 en Cartagena, Juan Manuel Santos y Rodrigo Londoño firmaron el acuerdo de paz entre el Gobierno colombiano y la extinta guerrilla de las Farc (una de las más antiguas del continente). El articulado pasó por un plebiscito que lo llevó a una renegociación para, posteriormente, ser firmado definitivamente el 24 de noviembre de ese mismo año en el Teatro Colón en Bogotá. Luego de esto, en los últimos seis años la implementación total del acuerdo ha estado en el centro de las discusiones.

Recientemente ambos firmantes se encontraron en el Externado para hacer balance sobre el histórico proceso, y tanto el expresidente como Londoño coinciden en algo: valió la pena; el diálogo ha sido el camino para construir una Colombia diferente y para saldar deudas históricas. Además, con la certeza de haber sido parte de un acuerdo histórico, los convocó en esta casa de estudios la presentación de la Biblioteca Abierta Para la Paz (BAPP), con la que la Universidad Externado hizo una alianza oficial y adquirió un compromiso de contribución.

***

El proceso de paz ha sido, sin duda, una de las mayores representaciones del diálogo en la historia del país. El conversatorio “El Acuerdo de Paz: seis años después” que tuvo lugar en el auditorio 3 del edificio I comenzó precisamente con esa premisa: “Este acuerdo de paz es la demostración de que sí es posible ponerle fin a un conflicto a través del diálogo”, afirmó Natalia Roa, coordinadora de la Biblioteca Abierta Para la Paz al presentar el archivo digital y como preámbulo al panel de los firmantes.

El Acuerdo de Paz marcó un antes y un después para el país. Fue un momento histórico de suma importancia reconocido por los alcances y desafíos que significó en términos de negociación, justicia y reparación, entre otros aspectos fundamentales. Es por eso que se crea la BAPP, una plataforma digital de acceso libre que ofrece un espacio de conocimiento alrededor de todo el proceso de paz colombiano y la extensa documentación que existe sobre él.

“La biblioteca no es un archivo que está recogiendo polvo, es un archivo vivo que alimentamos todos los meses permanentemente. Nos hemos dedicado a generar contenidos que faciliten el entendimiento alrededor de todo este proceso”, señaló Roa. La plataforma busca reunir los documentos necesarios para que todo aquel que se interese, entienda cómo se logró el acuerdo en Colombia en 2016.

En definitiva, la creación de espacios para entender un proceso que expuso la reconciliación, protección y reparación, sigue siendo un foco importante hoy en día. En esta ocasión fue posible dar apertura a un panel de conversación para discutir sobre puntos de importancia después de seis años de firmar el Acuerdo de Paz.

Tras notar los resultados de las negociaciones de paz, el que fue representante y líder de las FARC para dicho proceso, expresó su emoción y agradecimiento: “las predicciones de las aves de mal agüero no se han cumplido. Seis años después del acuerdo, la paz sigue estando en el centro del debate de Colombia, en el centro de interés”, dijo Londoño, después de reconocer que el conocimiento acerca de todo lo que se vivió a raíz del proceso de paz es el que ha permitido que se llegue a la conclusión de que sí es posible dejar a un lado la guerra y llegar a un acuerdo.

Por otro lado, el proceso liderado por el expresidente Juan Manuel Santos estuvo lleno de altos y bajos. “Es mucho más difícil hacer la paz que hacer la guerra; en lugar de dar órdenes hay que persuadir…”, explicó Santos al hablar de lo que para él significa “construir la paz”. También reflexionó sobre las decisiones más difíciles que tuvo que tomar en el inicio de las conversaciones y acercamientos con las Farc: “¿Cuánto de justicia está dispuesto a sacrificar para obtener la paz?”.

A pesar de todos los cuestionamientos, los riesgos y las dificultades, el Acuerdo de Paz, hoy, y desde hace seis años, es una realidad. Y aunque en algún punto de la historia era casi imposible imaginarse a Juan Manuel Santos y Rodrigo Londoño en un mismo lugar, tras estrecharse la mano en su primer encuentro, le dieron paso a lo que sería un proceso histórico. “Le extendí la mano y le dije que no dejáramos de perseverar hasta llegar al puerto de destino. En ese momento sentí que iba a haber un acuerdo”, recuerda el expresidente.

****

Pero pese a estos seis años, el Acuerdo no ha logrado su segunda fase, como lo explicó Santos: “La primera fase es hacer la paz, que eso lo hicimos rápido, la segunda y la que no pudimos lograr fue la implementación”. Durante el conversatorio, se dejó claro que se está trabajando con el Gobierno actual para que el proceso de paz sea implementado, para lograr una paz eficaz y sostenible para Colombia.

“Estamos esperanzados en que con este Gobierno realmente se pueda implementar, y estamos esperanzados, no solo por el acuerdo sino por Colombia. El acuerdo necesita ser implementado”, recalcó el ex primer mandatario.

Para finalizar el panel, Andrés González, director del Centro de Paz Externadista y moderador, lanzó una pregunta contundente: “¿valió la pena?” y sin pensarlo ambos firmantes asintieron.

“El camino es la búsqueda de la paz. ¿Qué sería de nosotros si no hubiéramos firmado el acuerdo? Sudor y sangre quedaron en las montañas de Colombia, y este acuerdo nos está permitiendo avanzar. Claro que valió la pena, por el colectivo y la sociedad. Hay que seguir luchando por trasformar el mundo, el camino es este”, indicó Rodrigo Londoño.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Artículos Relacionados

Revista Lares

Tras los acuerdos de paz, excombatientes hablan en esta revista sobre sus historias antes y después de la reinserción a la vida civil.

El desamparo de los años

Retrata las condiciones de olvido por parte de Estado y sus familias, y la vulnerabilidad en la que viven los adultos mayores del municipio Susacón.

Una discusión con la vida

El Pasquín de Natagaima, Tolima había anunciado la muerte de su padre. Una bala y un asesino bastaron para arrebatárselo. A partir de entonces, el camino de seguir sin aquel que le había enseñado a dar sus primeros pasos, fue lo único que le quedó.

“La pobreza es enemiga de la paz”

Emprendimientos sostenibles, enseñanzas y cambio climático, objetivo para los premios Nobel de Paz.