Facultad de Comunicación Social - Periodismo

La post-pandemia: ¿un redescubrimiento personal?

Un escrito que habla de los cambios en plena pandemia y de la adaptación para seguir adelante en post-pandemia.

Texto realizado para la clase de Pensamiento crítico y argumentativo II (segundo semestre, 2021-2), con la profesora Aleyda Gutiérrez.

Al pensar en el tiempo que como seres humanos gastamos en cada una de las decisiones que tomamos, surge la pregunta: ¿eso que hice me llevó a perder el tiempo? Para esa pregunta, las respuestas solo dependen de cada una de las personas que se cuestionen esas palabras. Es por eso que el tiempo en pandemia pasó de una manera diferente para cada uno y tratar de generalizar una situación así es casi imposible.

Ser joven colombiano en lo que podríamos llamar una “post-pandemia”, ya que hasta ahora se están normalizando las dinámicas de vida que llevábamos, significa volver a conocer un poco del mundo que creíamos saber a la perfección.

A pesar del hecho de no querer generalizar, algo en lo que sí se puede estar de acuerdo es en la adaptación al entorno al que se esté expuesto como única opción. En cuarentena, todos sin excepción -o en algunas muy específicas- tuvimos que regir nuestras vidas por un momento según las decisiones dictaminadas por otros, como de no creer el alcance de las palabras y el poder regido sobre nosotros. Esa adaptación a nuevas dinámicas de la vida se relacionó directamente con los hábitos. 

Problemas de salud mental como la depresión y la ansiedad se hicieron evidentes en entornos laborales y familiares debido al cambio en aquellos ámbitos que implican interacciones sociales. Por un lado, muchos jóvenes del país optaron por aplazar sus semestres universitarios a causa de la virtualidad, algunos quedaron con todo su tiempo libre, y otros, entraron a trabajar en call-centers, trabajos que no requieren de presencialidad, pero ponen por encima estabilidad económica y no mental.

Lo casos de consultas a psicólogos crecieron exponencialmente en todo el país, y en general en el mundo entero. El Ministerio de Salud y Protección Social se pronunció en el mes de julio de 2020 diciendo que: “existen afectaciones en el talento humano en salud, en las personas con covid-19 y sus familias y en la población general por el temor, la angustia y la ansiedad que genera la enfermedad o por afrontar el aislamiento”.

También se agregó que las consultas han tenido un crecimiento de más del 30% en todo el territorio nacional, siendo la depresión, ansiedad y violencias los motivos de consulta más frecuentes. Así que no solo existía el temor al desconocimiento de un virus letal, también la incertidumbre que parecía eterna.

Algo de romántico podríamos encontrar de esta situación; ese redescubrimiento hace que claramente una cosa, situación, canción o lugar no vuelva a tener el mismo significado personal dos veces.

¿La pandemia también es un redescubrimiento personal? Una pregunta que seguramente en la vida de cada uno puede ser un “sí” o un “no”. Para muchos su vida no tuvo cambios drásticos, se adaptaron a la situación y no hubo mayor problema en seguir con una vida que les funcionará. En cambio, el proceso de adaptación y readaptación después de pandemia es demasiado para otros.

Una pregunta que sin duda alguna puede no tener respuesta aún. Falta tiempo, experiencias, sentimientos y pensamientos para responder si redescubrimos algo de nosotros en la pandemia.

 


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Artículos Relacionados

El periodismo como instrumento de transformación social

Más allá de informar, el periodismo es también un elemento de transformación social con alcances e impactos positivos de gran envergadura.

Respira Tu Vida #PonteLaMáscara

Un análisis sobre las prácticas de los bogotanos y sus instituciones ambientales respecto a la apropiación del aire y propuestas para mejorarla.

Realidades desiguales

Una ventana sonora que muestra las fracturas sociales de nuestro país, como las penurias de los Wayuu en pandemia y las mujeres y niños en la guerra.

El virus de la desinformación

Desinformatus Virulentus es una estrategia de comunicación que, a partir de la gamificación, pretende "aplicar la vacuna" contra la información falsa.