Facultad de Comunicación Social - Periodismo

La era naranja

Rappi ha sido la empresa referente en innovación en Colombia. En solo cinco años su crecimiento ha incluido inyección de capital extranjero y operación en otros países.

 

Especial mutimedia realizado para la clase de Taller de Convergencia con la profesora Mónica Parada Llanes. 

Rappi ha sido la empresa referente en innovación en Colombia. Su crecimiento en los solo cinco años que tiene desde que entró en funcionamiento les ha valido para recibir inversiones extranjeras y empezar a operar en otros países latinoamericanos.

En medio de todo el avance de la organización, la empresa ha sido objeto de quejas y reclamos por parte de los rappitenderos. En los últimos meses han protestado y organizado grupos sindicales buscando que se les reconozcan algunos derechos laborales.

Gracias a este proceso el Gobierno colombiano está en conversaciones con Rappi para poder regular y mejorar las condiciones laborales de sus colaboradores.

De clic en la imagen a continuación para ir al especial:


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Artículos Relacionados

Poder desconocido, relatos y violencias

Explora los secretos del país que los domingos va a rezar a misa, pero también se asegura su éxito y busca respuestas en los rituales de una bruja.

El periodismo de datos y “fact checking”, la forma de combatir las noticias falsas

Podcast e infografía realizados por Emily Zavala y William Guerrero para el Taller de Convergencia, con la profesora Mónica Parada Llanes. Con la era digital se han facilitado las comunicaciones y, al mismo tiempo, se ha debilitado la calidad de la información. El “fact checking” y el periodismo de datos [...]

Un pulguero con mucha historia

El Mercado de las pulgas San Alejo de Bogotá es mucho más de lo que aparenta: patrimonio cultural de la capital colombiana, entre otras cosas.

El claustro

Bienvenidos a "El claustro", un juego interactivo y un viaje al interior de la claustrofobia en tiempos de pandemia.